ODONTOLOGÍA CONSERVADORA

Limpieza dental
Estamos ante un tratamiento indoloro y rápido que tiene como principal objetivo eliminar tanto la placa bacteriana como el sarro alojado en el esmalte dental, por lo que se trata de una intervención preventiva y que nos ayudará a evitar el desarrollo de todo tipo de patologías orales como por ejemplo la caries o la gingivitis, además de ello hay que destacar que a través de este proceso obtendremos una interesante mejora de la estética dental. A continuación vamos a explicar en que consiste la limpieza dental para conocer los detalles de este proceso tan habitual en las clínicas dentales.
¿En qué consiste la limpieza dental?
Antiguamente este proceso se llevaba a cabo mediante instrumentos manuales de acero inoxidable, a día de hoy el sector se ha modernizado y la limpieza dental se realiza a través de instrumentos ultrasónicos, de esta forma el especialista podrá eliminar tanto la placa bacteriana como el sarro de forma rápida y sencilla gracias a las vibraciones de frecuencia que emite este instrumento.

Una vez que se ha procedido a la limpieza es necesario realizar un pulido de dientes con la finalidad de dejar un mejor aspecto a la dentadura y para ello se aplica pasta profiláctica, siendo este un proceso que tiene una duración aproximada de 30 minutos.

¿Es dolorosa la limpieza dental?
Una de las preguntas más comunes entre los pacientes es la de si causa dolor esta intervención. Por norma general estamos ante un proceso totalmente indoloro y un ejemplo de ello es que estamos ante una de las pocas intervenciones dentales que no requiere el uso de anestesia local, sin embargo en algunos casos es posible que aquellos pacientes que padezcan de sensibilidad dentaltengan molestias durante el proceso así como también en aquellas personas que padezcan cualquier patología oral como por ejemplo la enfermedad periodontal, por esta razón es recomendable solucionar cualquier enfermedad oral antes de llevar a cabo una limpieza dental.

En definitiva podemos decir que estamos ante una de las intervenciones orales más sencillas y más recomendables si tenemos en cuenta que a través de este proceso simple podremos eliminar la totalidad de placa y sarro que se acumula entre los dientes, que a su vez es una de las principales causas de la aparición y desarrollo de la caries dental o la gingivitis. Finalmente hay que decir que se recomienda realizar una limpieza dental de forma semestral, aunque debe ser el especialista que dictamine cuando es el momento adecuado para someternos a este proceso, que además mejorará el aspecto y la estética de nuestra boca.

Empastes
Actualmente, la patología más presente pacientes son las caries dentales.
Los empastes dentales u obturaciones dentales hacen referencia a un tratamiento dirigido a eliminar las caries originadas en nuestros dientes, antes de haber afectado el nervio dentario.

Actualmente, suelen realizarse empastes de un material de resina, conocido como composite. Este material de resina fotopolimerizable, es decir, endurece mediante la aplicación de luz y ofrece funcionalidad y estética natural al diente. Asimismo, también pueden realizarse de otros materiales como la porcelana o el metal.

¿Qué es un composite?
El tratamiento de obturación dental con composite permite evitar la evolución de caries y a su vez, la prevención de la progresión de las caries hacia capas más profundas del diente y llegar a infectar el nervio, tratamiento del cual pasaría a ser una endodoncia, comúnmente conocida como matar el nervio dental.

Los empastes de composite ofrecen una gran variedad de ventajas. Por un lado, logra una estética natural muy similar al diente y es un material más biocompatible, en comparación a los antiguos empastes realizados con amalgama, que a la larga podían llegar a oscurecer el diente.

Por otro lado, es un material con buena resistencia frente a las altas fuerzas de la masticación y de gran durabilidad.

¿Cómo se realiza un empaste dental?
El tratamiento de obturación dental con composite permite evitar la evolución de caries y a su vez, la prevención de la progresión de las caries hacia capas más profundas del diente y llegar a infectar el nervio, tratamiento del cual pasaría a ser una endodoncia, comúnmente conocida como matar el nervio dental.

Los empastes de composite ofrecen una gran variedad de ventajas. Por un lado, logra una estética natural muy similar al diente y es un material más biocompatible, en comparación a los antiguos empastes realizados con amalgama, que a la larga podían llegar a oscurecer el diente.

Por otro lado, es un material con buena resistencia frente a las altas fuerzas de la masticación y de gran durabilidad.

Traumatismos
Los traumatismos dentales son lesiones que sufren las piezas dentarias y tejidos blandos a causa de accidentes o eventos violentos que involucran la cavidad bucal. Incidentes tales como caídas o golpes pueden terminar causando fracturas o la pérdida de dientes.

A pesar de que los niños y jóvenes son más propensos a sufrir traumatismos dentales, debido a las actividades en las que están involucrados; nadie está exento de sufrir un trauma de este tipo, pues hasta comiendo puede ocurrir.

Tipos de traumatismos dentales
Las lesiones bucales que se pueden sufrir tras un golpe o una caída son muchas, y la infracción del esmalte es tal vez una de las más sencillas, ya que no afecta al diente directamente, a diferencia de laavulsión, que implica un desplazamiento total de la pieza dentaria, provocando que se caiga.

La fractura coronal del esmalte también podría considerarse como algo manejable, sin embargo es bueno actuar a tiempo tras sufrir este tipo de traumatismo dental, pues provoca grietas y hasta pequeños hoyos en la pieza.

Otras fracturas importantes dentro de los traumas dentales son: coronaria sin comprometer la pulpa del diente y  la coronaria con afección al tejido interior, que no solo perjudica el esmalte y la dentina, sino que también expone los tejidos y hace que se sufran dolores y que aumente la sensibilidad.

La fractura coronaria-radicular es otra complicación que se puede sufrir tras un golpe a la boca o una caída de frente, pues aquí no solo el esmalte de los dientes se compromete, sino también el cemento. Por suerte, este tipo de traumatismo dental no afecta la pulpa, como es el caso de la fractura radicular.

Asimismo, existen lesiones que comprometen la estabilidad del diente, como es el caso de lasluxaciones (extrusiva, lateral e intrusiva), pues aquí el diente se desplaza y en el caso de la luxación intrusiva, podría terminar afectando el periodonto, tal como ocurriría al presentar un trauma de tipo concusión o subluxación, pero sin desplazamiento alguno.

Al sufrir un traumatismo dental, lo ideal es acudir al dentista de inmediato, de modo que este pueda evaluar la lesión, identificarla y aplicar el tratamiento adecuado, de acuerdo al tipo de trauma sufrido.

TU CLÍNICA DENTAL EN SANTANDER


Nuestro horario de atención:

Lunes y Jueves de 9:00 a 14:00 y 15:00 a 20:00
Martes y Miércoles de 10:00 a 14:00 y 16:00 a 19:00
Viernes 10:00 a 14:00

Consigue una boca sana, estética y con buena funcionalidad.

Nosotros te llamamos